Leer este titular ha desencadenado en tu cuerpo cientos de reacciones químicas. La química es responsable de nuestro estado de ánimo, responsable de nuestra alimentación, la química al fin y al cabo es la responsable de nuestra vida.

A diario para alimentarnos ingerimos alimentos, esos alimentos son energía química almacenada previamente por otro ser vivo. Lamentablemente los seres humanos somos heterótrofos, no podemos alimentarnos del Sol,  lo que nos hace dependientes de otros seres vivos para poder sobrevivir.

No es el caso por ejemplo de las plantas, capaces de convertir la energía lumínica del Sol en energía química que van almacenando en forma de ATP en su interior. Estas plantas son solo el comienzo de la cadena alimenticia, que serán ingeridas por animales herbívoros y aprovecharan esa energía química almacenada para crear sus estructuras y almacenar energía en forma de grasa como por ejemplo hacen las vacas.

Tenemos una asociación mental que nos indica que lo químico es malo. ¿Cómo puede ser posible cuando la química es responsable de la vida? Esto no es un post para defender los malos usos de la industria química o la contaminación que se produce por el abuso de productos químicos. Algunos pesticidas utilizados en exceso son contaminantes pero nos ayudan a disponer de alimentos suficientes para nuestra creciente población. Además en Europa se toman muy enserio la química utilizada en los alimentos por lo que no hay nada por lo que preocuparse, siempre y cuando nos alimentemos de una forma saludable y haciendo ejercicio físico.

Pensaréis que estoy perdiendo la cabeza pero todo tiene una explicación. Todas estas reflexiones surgen a raíz de una exposición artística  en la que se habla de toda la química que está presente en alimentos como frutas y verduras. Y es increíble, una manzana por ejemplo podría llevar perfectamente una etiqueta similar a la que llevan refrescos como Coca-Cola o Pepsi ya que comparten muchos de sus ingredientes.

Source: Klaas Wynne (2014) apologies to apple photographer
Source: Klaas Wynne (2014) apologies to apple photographer

Facebooktwittergoogle_pluspinterest